A-A+ Home | Print | Email | Add This | Adjust text size

Back to adult spanish conditions

Roseola

¿Qué es la roseola?

La roseola es una enfermedad viral que resulta en un exantema viral. Exantema es otro nombre para un sarpullido o erupción en la piel. La roseola es una enfermedad contagiosa marcada por una alta fiebre y un sarpullido que se desarrolla a medida se resuelve la fiebre. La enfermedad también se llama roseola infantum, debido a que comúnmente afecta a bebés y bebés de más edad. La roseola también es llamada sexta enfermedad.

¿Qué causa la roseola?

La roseola probablemente es causada por más de un virus. La causa más común es el virus de herpes humano 6 (HHV-6). El noventa por ciento de casos ocurren en niños menores de 2 años. Ocurre durante todo el año.

¿Cuáles son los síntomas de la roseola?

Puede tomar entre cinco a 15 días para que un niño desarrollo síntomas de la roseola después de estar expuesto a la enfermedad. Un niño es probablemente más contagioso durante el periodo de fiebre alta, antes de que aparezca el sarpullido. Los siguientes son los síntomas más comunes de la roseola. Sin embargo, cada niño puede experimentar los síntomas de manera diferente. Los síntomas pueden incluir:

  • Fiebre alta que comienza abruptamente y puede alcanzar los 105 grados F 

  • Fiebre que dura de tres a cinco días y luego desaparece abruptamente 

  • Irritabilidad

  • Inflamación de los párpados

  • Sarpullido (a medida disminuye la fiebre, comienza a aparecer un sarpullido rosado, con lesiones planas o levantadas, en el tronco y luego se propaga a la cara, brazos y piernas)

  • Inflamación de los nódulos linfáticos

  • Apetito disminuido

Las convulsiones febriles son relativamente comunes en niños con roseola. Las convulsiones febriles ocurren cuando la temperatura del niño se eleva rápidamente. A pesar de que las convulsiones febriles generalmente no son perjudiciales, pueden ser muy alarmantes. . A medida la temperatura del niño se eleva, hay probabilidades de que el niño tenga una convulsión.

Los síntomas de la roseola pueden parecerse a otras condiciones de la piel o problemas médicos. Siempre consulte con al médico de su hijo para un diagnóstico.

¿Cómo se diagnostica la roseola?

La roseola se diagnostica generalmente con base en un historial médico y examen físico de su hijo. El sarpullido de la roseola que sigue a una fiebre alta es único, y sugiere el diagnóstico simplemente con examen físico.

¿Cuál es el tratamiento para la roseola?

El tratamiento específico para la roseola será determinado por el médico de su hijo con base en:

  • La edad, salud global e historial médico de su hijo

  • La extensión de la enfermedad

  • La tolerancia de su hijo a medicamentos específicos, procedimientos o terapias

  • Las expectativas del curso de la enfermedad

  • Su opinión o preferencia

EL objetivo del tratamiento para la roseola es ayudar a disminuir la severidad de los síntomas. Ya que es una infección viral, no hay cura para la roseola. El tratamiento puede incluir:

  • Incremento en el consumo de fluidos

  • Acetaminofén o ibuprofeno para la fiebre (NO DÉ ASPIRINA. Dar aspirina a los niños puede causar una condición peligrosa llamada síndrome de Reye.)